• Planeta Venus

Personas que enfrentan problemas con su salud mental a menudo sucumben al uso de drogas.

Por Christian Torres | Wichita Kansas

Según un conjunto de datos publicado por el Substance Abuse Treatment, 19,122 personas ingresaron a rehabilitación por abuso de alcohol y drogas en Kansas. De esta alarmante cifra, el 67.3% eran hombres y el 32.7% eran mujeres.


En los últimos 14 años, menos personas están siendo admitidas en centros de rehabilitación por abuso de sustancias alcohólicas y ha habido un aumento en las personas que luchan con la cocaína y la marihuana.


Algunas de las drogas de abuso más comunes en Kansas incluyen marihuana, anfetaminas, cocaína y medicamentos recetados.


El abuso de sustancias químicas es una lucha que muchas personas experimentan. Tal fue el caso de Joe González.

Fotografía por Maria Eduarda Loura Magalhães

"Comencé a luchar contra el abuso de sustancias químicas desde mi adolescencia", dijo González. "Creo que tenía unos 14 o 15 años cuando probé la marihuana por primera vez en una fiesta de la escuela secundaria".


Individuos como González, a menudo experimentan con sustancias como el alcohol, la marihuana, la cocaína y otros, a una edad temprana debido a situaciones con la familia, la escuela, la falta de confianza, etc., y rápidamente se enganchan a ellos, lo que los lleva a ser dependiente de estas sustancias.


"Mirando hacia atrás, definitivamente siento que fumaba marihuana en mi adolescencia porque estaba enfrentando problemas con mi salud mental", dijo González. "Me sentía tan estresado con la escuela y el drama familiar en ese momento, que fumar marihuana se convirtió en un escape".


Unos años después de que González experimentó por primera vez con la marihuana, luego pasó a usar cocaína los fines de semana con sus amigos. Lucharía con las drogas hasta los 20 años.


"Al principio, me gustó como se sentía al fumar marihuana, me sentí relajado de la escuela y los problemas familiares, lo que hizo que me gustara mucho, pero después de unos meses necesitaba fumar más para sentirme drogado, que es cuando probé la cocaína por primera vez", dijo González.


Es común que personas como González comiencen con una droga de entrada y después hacer la transición a otras sustancias. Desafortunadamente, cuantas más drogas experimente una persona, más consumirá para sentirse como desea.


"Consumía cocaína los fines de semana con mis amigos y generalmente fumaba un blunt todos los días durante toda la semana", dijo González. "Si no fuera porque la cocaína es tan cara, probablemente lo habría hecho más a menudo".


Entrando a sus 20 años, González se encontró en una profunda deuda de tarjetas de crédito y luchando para completar sus cuentas a fin de mes. Gastaba gran parte de su dinero en drogas como la marihuana y la cocaína que los hacían evitar ciertas responsabilidades financieras.


El dinero es un factor muy importante cuando se trata de abuso de sustancias. Muchas personas que luchan con el consumo de drogas, a menudo se encuentran con problemas de dinero. Al igual que González, muchas personas se endeudan para mantener sus adicciones.


"Tenía 22 años cuando decidí cambiar mi vida y buscar ayuda", dijo González. "Me cansé de depender de las drogas para la felicidad y la relajación porque sabía que, si seguía así, no iba a llegar muy lejos".


Cuando González tenía 22 años, se mudó a Jalisco, México, durante seis meses para pasar tiempo con su familia y asistir a clases en un centro de rehabilitación local.


Gonzales, ahora de 25 años, es un adicto recuperado, se siente optimista del futuro e insta a las personas que están luchando contra el abuso de sustancias a buscar ayuda y recordar que las cosas mejoran.


Uno de los lugares que ofrece apoyo en salud mental, incluido el abuso de sustancias, es COMCARE del condado de Sedgwick.


Ahí se enfocan en ayudar a las personas con necesidades de salud mental y abuso de sustancias químicas y mejorar sus vidas. COMCARE ha estado en el área de Wichita, KS desde enero de 1962 y ha ayudado a muchas personas a cambiar positivamente sus vidas.


COMCARE es el más grande de los 27 Centros Comunitarios de Salud Mental en Kansas y brinda a los residentes del Condado de Sedgwick una amplia gama de servicios de salud mental y abuso de sustancias.


Desde su fundación en 1962, COMCARE se ha convertido en una red de seguridad para las personas que necesitan servicios de salud mental y atiende a más de 19,000 personas en la comunidad con la ayuda de varios colaboradores comunitarios.

Rena Cole es la Gerente del Programa de Servicios de Tratamiento de Adicciones para COMCARE del Condado de Sedgwick y ha estado con el centro durante 26 años.


"Como parte de mi programa de pregrado, se me pidió que realizará una práctica que completé en el Centro para Pacientes Hospitalizados por Abuso de Sustancias de St. John en Salina", dijo Cole. "Fue durante esa práctica que supe que quería pasar mi carrera trabajando con personas con trastornos por uso de sustancias".


Algunos de los programas ofrecidos por COMCARE incluyen servicios médicos para adultos, servicios de apoyo comunitario, centro de crisis comunitario, servicios de tratamiento adicionales, entre otros. Los programas también están disponibles en español para individuos de la comunidad hispana.


Cole quiere recordar a las personas que luchan con el abuso de sustancias que hay ayuda disponible y que la recuperación es posible.


"Hay muchos caminos para la recuperación, y solo necesitas acercarte y dar el primer paso", dijo Cole. "Puede haber baches y obstáculos a lo largo del camino, pero el destino de la recuperación es alcanzable.


Aquí hay varias organizaciones en el área de Wichita disponibles para ayudar a las personas con su salud mental y el abuso de sustancias químicas.





11 vistas